KILLUS nuevo álbum “Devilish Deeds”

Killus 2020

Killus inicia una nueva etapa, seguramente la más importante hasta la fecha. Los metal-industriales han vuelto, y de qué manera. “Devilish Deeds” es un trabajo conceptual que muestra como el mundo es un lugar muy desigual en el que nunca te sentirás totalmente seguro.

Killus nos lo demuestran con 14 canciones repletas de influencias de la generación industrial nacida por bandas emblemáticas de finales de los 90. Con “Devilish Deeds”, la banda nos muestra que ha dado un salto de nivel cualitativo. Vuelven con su aplastante y agresivo sonido en un álbum que es, en definitiva, evolución. “Devilish Deeds” verá la luz el próximo 31 de enero de este año

La entrada de Javi Ssagittar a la voz les ha otorgado más variedad y dinamismo a las composiciones. Así como agresividad y melodía por igual, versatilidad y una personalidad única. Los sonidos de batería rápidos, potentes y afilados corren a cargo de Nano. Gana mucha fuerza y contundencia cuando Premutoxx le da su esencia al latido de las canciones con el bajo. Es el álbum con más solos de guitarra hasta la fecha, riffs aplastantes, melódicos e hipnóticos. Con Kun y Ruk punteando más rockeros que nunca en canciones como “No More Hope”, “Flash of Mercy”, “Ephemeral” y “El Péndulo”, entre otras.

Cuentan con la colaboración del vocalista australiano Jesse Dracman, de la banda de Metal Industrial Darkcell. Jesse narra la voz en off de la intro del álbum, “Canticum Apocalyptica”. También colabora Quim Mas, de los punk rockers CRIM en “The End of the Vatican”” y «Raise me Up”. Todo adornado con unas bases de teclados y orquestaciones alucinantes y unas secuencias que encajan a la perfección.

Además este nuevo trabajo cuenta con una nueva versión remasterizada de “A Perfect Paradigm [MMXX]” y una canción en castellano, “El Péndulo”. El álbum también incluye la versión del clásico de Roxette “The Look”que ha sido acogida de forma muy calurosa tanto por el público como por la crítica.

Como es costumbre en la banda, el álbum se ha grabado principalmente en Hell’s Studio por Ruk, creador del sonido original de la banda. Como no podía ser de otra manera, han contado con Enrique Soriano para la mezcla y masterizado en Crossfade Mastering Studio. Y, por supuesto, Enrique ha logrado darle un sonido extraordinario y único al disco.

La portada y el trabajo artístico ha sido realizado por Leidbild desde Alemania. La fotografía a cargo de Irene Bernad. Y, finalmente y como siempre, algo muy importante para Killus, la nueva imagen de la banda ha sido realizada por Vixteria Hollow, maquilladora oficial.

“Devilish Deeds” es la obra más imponente de Killus hasta la fecha.

Killus – Vortex
Facebooktwitterpinterestlinkedintumblrmail

rockllejeros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *